Ir al contenido principal

¿Qué es el CPC?

El CPC (Coste Por Click) es un método de facturación en el mundo del marketing online.
Básicamente, los anunciantes pagan por cada click recibido en su anuncio. Por ejemplo, al publicar un anuncio a través de Google AdWords los anunciantes pagan una cantidad de dinero (CPC) cada vez que un usuario hace click en su anuncio.

¿Cuáles son los costes de CPC?

El precio por click puede variar muchísimo: desde unos céntimos hasta decenas de euros dependiendo de diversos factores:

Ventajas y desventajas del CPC

El Coste por click es un método de facturación muy sencillo de calcular.
Sin embargo, el precio de una campaña puede aumentar muy rápidamente (sobre todo si un mismo usuario hace varios clicks) y salirse del presupuesto establecido en el comienzo de la misma.

Más información